Lectura bíblica: Zacarías 6:9-15

Las ocho visiones nocturnas importantes del profeta llegan a su término con la coronación simbólica de Josué como sumo sacerdote de Israel. Era de esperar que la corona, símbolo de soberanía, fuera puesta en la cabeza de Zorobabel por ser el gobernante, y no en la cabeza de Josué. Sin embargo, aquí también se trata de un acto simbólico. De hecho, después de que se hizo la corona y de que fue puesta en la cabeza de Josué, fue preciso quitarla y ponerla en el templo como memorial de aquel evento. Algunos intérpretes bíblicos consideran que esto representa la futura coronación del Mesías, quien como Rey y Sacerdote unirá estos dos oficios bajo su gobierno justo.

En medio de esta ceremonia leemos acerca de la venida de «el Renuevo», el cual edificará el templo del Señor (vv. 1213). Parece que esto confirma que en este caso Josué representaba a una figura posterior, sin duda el Mesías, quien reconstruirá el templo (ya que en la visión futura el segundo templo ya había sido destruido) y reinará en glorioso esplendor. Las contribuciones de las naciones para este futuro templo también fueron profetizadas, como aparece en pasajes como Isaías 60:5,9. Cabe agregar el hecho de que cuando venga la era mesiánica, Israel será de nuevo una bendición para todo el mundo, y el tercer templo tendrá espacio suficiente para que todas las naciones vengan y adoren.

Preguntas de estudio

  1. ¿Por qué cree que los antiguos expatriados judíos que nombra el versículo 10 trajeron plata y oro a los líderes en Jerusalén?
  2. ¿Por qué era importante para Dios recordar a los judíos que las naciones aportarán con gusto para la construcción del futuro templo?
  3. Estas bendiciones (v. 15) tienen una condición. Escríbala en sus propias palabras.

Reflexión

Gracias al apoyo constante que usted ha dado a La Fraternidad para que esta pueda rescatar a los judíos emigrantes y ayudar a los necesitados, el pueblo de Israel y los judíos de todo el mundo reciben hoy un «anticipo» de los aportes generosos que harán los gentiles para bendecir a Israel en la era mesiánica. Dios lo bendiga por su compasión y entrega.