Lectura bíblica: Génesis 29:1-30:24; 35:16-29

Toda familia tiene su propia historia; algunas de esas historias son más interesantes que otras. Pero sería muy difícil encontrar una saga que se compare a la de Jacob y su descendencia, no solo por el drama y el interés humano que representa, sino también por su importancia bíblica. Así pues, los dos próximos estudios en el Viaje a través de las Escrituras estarán dedicados a estudiar el origen, la historia y la importancia de las doce tribus de Israel. Los estudiosos de la Biblia saben que las tribus originales de Israel salieron de los hijos de Jacob. El término «hijos de Israel», con el cual se designa a los judíos, cobró importancia a raíz del hecho de que la nación judía provino de los hijos de Jacob (a quien Dios llamó después «Israel»).

En esta clase de estudio resulta provechoso conocer los personajes principales. Jacob fue el tercer gran patriarca de Israel (avot en hebreo), que huyó de su hermano mellizo mayor Esaú después de apoderarse de la primogenitura y la bendición que le correspondían a este. Jacob era un «oportunista» o «confabulador», pero encontró su par en su engañoso tío Labán. Como resultado, Jacob terminó con dos esposas: Lea, a quien no amaba, y su amada Raquel. Ellas, a su vez, dieron sus siervas a Jacob como esposas con el propósito de tener más hijos. Dios se sirvió de todas esas circunstancias para llevar a cabo su plan.

Preguntas de estudio

  1. La tradición judía enseña que Jacob era básicamente una buena persona que recurría en ocasiones a la astucia y el engaño para obtener lo que él consideraba que le pertenecía. ¿Cuál es la principal lección que Jacob necesitaba aprender?
  2. ¿Por qué después de que Jacob engañó a Isaac su padre y a Esaú Dios lo guió a la casa de Labán, el tío de Jacob?
  3. En Génesis 28:13 Dios se reveló a Jacob como «el Dios de Abraham, tu padre, y el Dios de Isaac». ¿Por qué Dios se identifica como el Dios de los antepasados de Jacob?
  4. ¿Se justifica que Labán haya cambiado a Raquel por Lea en la boda de Jacob?
  5. ¿Por qué Lea, quien ya era la esposa de Jacob, opta por comprar una noche con él?

Reflexión

A lo largo de nuestra vida podemos ver cómo se entrelazan errores y juicios equivocados con brillantes ejemplos del amor, la misericordia y el cuidado de Dios. Piense en la historia de su familia y el lugar que usted ocupa en ella. ¿Es su vida un testimonio de la bondad de Dios y un ejemplo de fe viviente en Él? Usted podrá ejercer una poderosa influencia sobre otros si vive para Dios.